Blogia
casiazul

Menta

Dentro de poco vendrá Menta. No puedo enseñarosla aún, pero es preciosa. Es una vieja deuda que me debían.
Desde que tengo recuerdos, los perros han sido mi obsesión. He tenido varios a lo largo de los años, no sin serias dificultades. Unos murieron, otros tuve que dejarlos y ahora puedo tener los que quiera. Puedo pasar por rara, por la "loca de los perros" para algunos. Pero soy muy consciente de que un perro se debe tener como un hijo, con todas las consecuencias. Gastos de comida, de veterinario, tiempo para cuidarle y un largo etcetera. A mí me compensa. Es como el coleccionista de discos, de películas o de cajas de cerillas. Busca, compra, pierde tiempo, selecciona, disfruta con cada adquisición, lo expone ante los amigos...
Tal y como está el mundo, convivir con mis perros me da una tranquilidad que no encuentro en la ciudad, en los periódicos, en la televisión. En sus ojos está la paz. Pueden pelearse por mi cariño, pueden ser destrozonoes y brutotes o tranquilos y zalameros. Pero me enseñan a vivir el día a día. Nada esperan, de nada se arrepiienten, viven según su instinto y sus afectos. Por eso los quiero.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres